Como se sabe, los PCBs (bifenilos policlorados) están entre las sustancias más peligrosas que se conocen. Fueron utilizados durante años como refrigerantes de los transformadores de media tensión hasta que la cantidad de escapes de líquidos y de muertes por cáncer entre los  vecinos, asociadas a esos escapes, llevaron a su prohibición en todo el mundo.
 
En la Ciudad de Buenos Aires también están prohibidos, pero su retiro se dilata hasta el año 2010 por mezquinas razones económicas. Si no se cambia la normativa vigente, habrá que convivir hasta el 2010 con transformadores peligrosos.
 
En tal sentido, estamos tratando de convencer a la Secretaría de Medio Ambiente (organismo encargado de reglamentar esa norma) de minimizar los riesgos que implica la larga convivencia con el PCB que nos espera.
Este último punto hace a una discrepancia de fondo sobre los criterios de la gestión ambiental. Nosotros creemos que hay zonas de la ciudad que son más sensibles a los problemas ambientales que otras y que allí deben extremarse las precauciones (en este caso, hospitales y escuelas, en otros casos serán otras zonas). Por el contrario, el Gobierno de la Ciudad parece pensar que la ciudad debe ser tratada de un modo homógeneo, sin tener en cuenta las particularidades locales. Tal vez por eso la última reglamentación de la ley 123 de Evaluación de Impacto Ambiental haya eliminado las áreas ambientalmente críticas que figuraban en la reglamentación anterior y suponían mayores precauciones ambientales en zonas determinadas.
 
Para analizar la envergadura del problema, les acercamos un informe de la Lic. Mabel Santoro con la localización de los transformadores de PCB puro (más de 500 partes por millón ) o contaminados con PCB (entre 50 y 500 partes por millón de esta sustancia) y su proximidad a áreas ambientalmente críticas, como son los centros de salud y las escuelas.
 
Aclaramos que se trata solamente de los transformadores contaminados que han sido detectados, ya que el ENRE (Ente Nacional de Regulación Eléctrica) hizo un censo de los transformadores en poder de las empresas EDENOR y EDESUR. De allí es que podemos saber el estado de los transformadores propiedad de esas dos empresas eléctricas.
 
Sin embargo, hay muchísimos transformadores sospechosos en la Ciudad de Buenos Aires, que por no pertenecer a esas empresas, quedan fuera de la jurisdicción del ENRE. ¿Tenemos transformadores con PCB en alguno de los hospitales municipales? ¿Los habrá en alguna escuela grande, del tamaño del Instituto Bernasconi, para dar un ejemplo? ¿Tiene transformadores la Legislatura de la Ciudad? ¿Están limpios?
 
Sabemos, por ejemplo, que la mayor parte de las cadenas de supermercados transforma la electricidad que recibe. ¿Todos ellos tienen equipos limpios de PCB? La respuesta es que no hay quien lo sepa. Y estamos hablando de centenares de aparatos que deben ser controlados y analizados uno por uno. Si el Gobierno de la Ciudad acepta nuestra propuesta de censar todos los transformadores sospechosos existentes, alguna vez podremos darles los mapas completos y no sólo los referidos a los equipos propiedad de las empresas eléctricas.
 
Agregamos un detalle más, tan preocupante como los anteriores. Las empresas eléctricas retiraron del servicio una cantidad de transformadores contaminados y, en vez de exportarlos para su tratamiento en el exterior, los dejaron en depósitos ubicados en el interior de la Ciudad de Buenos Aires. 

RELEVAMIENTO CARTOGRAFICO DE TRANSFORMADORES CON PCB EN LA CIUDAD DE BUENOS AIRES (Primera parte)
                                                                                                                                                                                                                            Lic. Mabel Santoro

 Objetivo:

Conocer las ubicaciones de los transformadores de las empresas EDENOR y EDESUR en la Ciudad de Buenos Aires que contengan PCB en más de 500 ppm. (partes por millón) y relacionar dicha información con la localización de escuelas y hospitales, a fin de detectar aquellos que se encuentren a aproximadamente 100 metros o menos de dichos transformadores.

Metodología:

Las bases de datos utilizadas han sido las siguientes:

1) Transformadores: Se ha trabajado con la base de datos de transformadores proporcionada por el Ente Nacional de Regulación de  Energía Eléctrica (ENRE), actualizada al 31 de julio de 2002. Este listado ha sido confeccionado por el ENRE en base al muestreo realizado por las empresas respecto del contenido de PCB en sus transformadores. Contiene el código de identificación del transformador, dirección y cantidad de PCB en partes por millón. De dicha base se han seleccionado registros con el fin de confeccionar dos tablas: una, correspondiente a más de 500 ppm de PCB y la otra con los registros de 50 ppm a 500 ppm de PCB

2) Centros de salud: Se ha confeccionado un listado de hospitales y centros de salud públicos y privados, clínicas, sanatorios e institutos médicos con internación, con sede en la Ciudad de Buenos Aires. Contiene el nombre del centro de salud y la dirección.

3) Escuelas: Se ha trabajado con los listados de escuelas públicas y privadas de educación de nivel inicial, primaria, secundaria y terciaria y de escuelas públicas y privadas de educación especial. Se desconoce el origen de dicha base y su última actualización  pero por lo que se ha podido comprobar, no está muy desactualizada. Contiene el nombre del establecimiento y número en caso de escuela pública, distrito escolar y nivel de educación, cantidad de alumnos y dirección. Las bases de datos están divididas en cuatro listados: escuela común pública, escuela común privada, escuela especial pública y escuela especial privada.

Se realizó un mapeo en la Ciudad de Buenos Aires con las tablas mencionadas, con el objeto de visualizar la superposición de los tres temas a analizar. De la observación de dicho mapeo se han podido seleccionar las escuelas y centros de salud (hospitales, clínicas, sanatorios, etc.) que se encuentran a aproximadamente 100 metros o menos de un transformador de EDENOR o EDESUR con un contenido de más de 500 ppm. de PCB.

RESULTADO:

De acuerdo con los registros, la cantidad de transformadores con PCB de las empresas EDENOR y EDESUR en la ciudad de Buenos Aires es realmente alta.

Apréciese a continuación el mapa resultante con la ubicación de los transformadores con PCB + 50 ppm. Téngase en cuenta que algunos puntos han quedado ocultos debido a la escala de trabajo.

Conclusiones:

Como se puede apreciar en los cuadros, existen 14 centros de salud (hospitales, sanatorios, clínicas) y unos 100 establecimientos educativos muy cercanos a transformadores con PCB +500 ppm.

Dentro de la población de transformadores con +500 ppm. se destacan tres localizaciones especialmente sensibles por encontrarse en ese sitio más de un transformador:

Av. Francisco Beiró 1870: cuenta con 74 transformadores de 507 a 46.352 ppm. de PCB. Se encuentra frente al Instituto Nacional de Oncología Angel Roffo, predio de varias hectáreas que funciona como hospital de internación al que asisten personas de todo el país. La posibilidad de un incendio y/o explosión en los transformadores podría derivar en una tragedia mortal con implicancias catastróficas. Pensemos en la necesidad de evacuación de un hospital de estas dimensiones y características, sin olvidar además, que este centro de transformación linda con un barrio residencial de mediana densidad.

Av. Coronel Roca 6254: posee 26 transformadores con PCB de 510 a 44.747 ppm. Si bien no existen escuelas y centros de salud muy cercanos, (la escuela más cercana está a unos 200 metros) podemos decir que este centro está a dos cuadras del barrio residencial de alta densidad Lugano I y II, y linda con el Autódromo de la ciudad. Esto nos induce a pensar que una emergencia en este lugar puede llegar a involucrar a muchas personas.

Senillosa 1824: tiene cuatro transformadores. En este lugar se halla el de mayor contenido de PCB de toda la ciudad: 835.277 ppm. El barrio en el que se encuentran es residencial de densidad media y existe una escuela pública en la manzana lindante. Merece tomar precauciones.

Con respecto al resto de los transformadores con  PCB +500 ppm. identificado en los cuadros, también deberían tomarse medidas de prevención de emergencias.

De acuerdo con la normativa vigente, estos transformadores deberán ser paulatinamente descontaminados o exportados antes del año 2.010. Se sugiere comenzar por el reemplazo de los más problemáticos teniendo en cuenta la seguridad de la población.

Siguiente....


VOLVER